viernes, 19 de marzo de 2010

Steve Vai

Del concierto de Lorca 2007. Una de las cosas que me sorprendieron de Vai es el tamaño de sus manos. No se si lo podréis apreciar aquí en relación a la guitarra, pero me parecieron dos manos como para destrozarte de un apretón. Es increible como vive su música. Hay gente que tararea lo que toca mientras pulsa las cuerdas; Steve Vai se estremece él mismo al mismo tiempo que su guitarra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada